Ads (728x90)


Aún no se conoce si el establecimiento cuenta con los permisos de funcionamiento respectivos. Lo que si es cierto es que opera de lunes a domingo sin control alguno
Desde hace varios años la paz y la tranquilidad de los habitantes de un sector del barrio Catumare, en la Comuna 8 de Villavicencio, se viene viendo afectada por la puesta en funcionamiento de una cancha de tejo, la cual está invadiendo un parque al cual no pueden acceder quienes viven a los alrededores de este establecimiento.

El caso ha pasado a mayores, toda vez que,  además de la ocupación del espacio público, el propietario del negocio que se encuentra ubicado entre la Carrera 45 y la Calle 19,  está violando varios artículos del Nuevo Código Nacional de Policía al expender licor en sitio público y pertubar la tranquilidad, entre otras contravenciones que son castigadas con sanciones económicas de acuerdo a la norma.

Pero lo que más preocupa es la pasividad con la que las autoridades encargadas de regular el uso del espacio público, entre ellas la Policía Metropolitana y la Secretaría de Control Físico, han actuado frente a las denuncias de los vecinos de esta comunidad.

Así lo asegura Fabián Hernández, quien durante varios años ha tenido que soportar los altos niveles de ruido y las riñas que se presentan. Además asegura que "No es justo que los niños no puedan hacer uso del parque, porque siempre hay borrachos o restos de botellas rotas, aún más grave que no se respete la tranquilidad de una zona que es residencial y no comercial".

Según el ciudadano, han sido varias las quejas que se han interpuesto ante la Inspección Novena de Policía, la cual tiene jurisdicción en este sector y que, paradojícamente se encuentra ubicada a escasos 50 metros del mencionado lugar.

Esperaremos el pronunciamiento de las autoridades para que realicen la inspección y control requerido para que por fin, estas personas puedan pasar una noche en paz.

Publicar un comentario

Blogger

Tu opinión es importante, compártela con nosotros, guardando respeto por los demás cuidando tu lenguaje