Ads (728x90)


Por solicitud de la Fiscalía Jairo Sánchez Ospina y Gilberto Blanco Aguilar, soldados retirados del Ejército Nacional, fueron enviados a un centro de reclusión militar como presuntos responsables de los delitos de homicidio en persona protegida y desaparición forzada.

Los hechos materia de investigación se relacionan con la muerte de César Augusto Concha Neiva, cuyo cuerpo fue hallado en la vía que del corregimiento de Aguaclara conduce al Secreto, jurisdicción del municipio de Sabanalarga en Casanare, y quien había sido reportado por los entonces militares como un delincuente muerto en combate. Posteriormente, se estableció que la víctima era un comerciante.

Sánchez Ospina y Blanco Aguilar fueron detenidos en Yopal por servidores de la Dirección Especializada de la Policía Judicial de Derechos Humanos y Derecho Internacional Humanitario de la Seccional Villavicencio.

Publicar un comentario

Blogger

Tu opinión es importante, compártela con nosotros, guardando respeto por los demás cuidando tu lenguaje